Logo - Aqui Empieza Todo Eventos y bodas

– Consejos para acertar con la tarta de la boda –


La tarta ha cobrado el protagonismo que se merece en las bodas. Hace unos años nos daba un poco igual como fuera la tarta, como la presentaban, el sabor, la forma… Pero cada vez son más las parejas a las que les importa la tarta, no vale una tarta cualquiera, quieren la tarta perfecta para su boda, que siga el estilo de todo el evento y además ¡¡este riquísima!!

Los típicos pasteles de nata y chocolate han pasado a la historia, buscamos sabores más elaborados y que encanten a todos los invitados. La tarta no es solamente un postre, son maravillas realizadas en biscocho. Da mucha lastima tener que cortarlas y destrozarlas.

No importa que la boda sea más clásico, más moderno, más lujosa o menos, más pequeña o más grande…, la tarta no debe faltar, ni quitarle el protagonismo que se merece. Igual tenéis claro el sabor que queréis, o el estilo de tarta que os gustaría tener el día de vuestra boda, pero siempre se agradecen tener algunos consejos para estar seguros que escogéis la mejor opción:

    • Lo primero que tenéis que pensar si queréis una tarta real o falsa. Tranquilos, no nos referimos a que no tengáis pastel. Se pone una tarta falsa en la que solo el piso superior, que es el que va a partir la pareja es real. Las porciones de los invitados ya estarán cortadas y preparadas de antemano para no perder tiempo. Si vais a dejar el pastel en una mesa dulce para que cojan los invitados el trozo que quieran, lo mejor es una tarta real.
    • Normalmente en los menús entra la tarta nupcial. Pero si no os termina de convencer la que os ofrece o la queréis de otra forma, siempre podéis encargarla en un obrador especializado.
    • Dejaros aconsejar por profesionales, ellos están más acostumbrados y saben muchos detalles que vosotros desconocéis. Nunca os van a imponer nada, pero escuchar y seguir sus consejos. Son expertos.
    • Parece una tontería, pero no lo es, tenéis que adaptar el pastel a la época del año en la que se realice la boda. En verano escoger tartas que refresquen y ligeras, no escojáis coberturas que se estropeen con el calor fácilmente. Para los meses más fríos el pastel puede ser más sabrosos.
    • Elegir sabores que os gusten a vosotros, pero intentar que guste también a casi todos los invitados, a todos es imposible lo sabemos. Elegir sabores universales o que gusten a la mayoría. Pensar en vuestros invitados y en que les puede gustar más. (Fuimos a una boda en la que todo el menú era de queso, incluso el pastel, pero no era una tarta de queso al uso, era un pastel de queso fuerte que ni los amantes del queso pudieron comer.)
  • Antes de decidir el pastel definitivo lo mejor es realizar una prueba de sabores al igual que hacéis con el menú general de la boda. Es muy importante hacer una prueba en el restaurante o en el obrador antes de elegir, para saber qué sabores os gustan más, quizás os sorprenda y cambiéis de idea al probar sabores que ni habíais pensado. Si a vosotros no os convence el sabor, a los invitados tampoco.

Foto: Miriam Marco

Pastel: Dulce Roseta

Flores: Hydrie arte y flores

Papelería: Ele Ciudad

Complementos: Cloris

Decoración en madera: woodstudio

Amigurimis: Tombo atelier

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú
A %d blogueros les gusta esto: